sábado, 24 de julio de 2021

Reseña Cómic: Foreskin Man

01

Editorial: MGMbill
Año: 2010
Guion: Matthew Hess
Dibujo: Anónimo(s)
Grado: D+
Reseña: Hugo C

El cómic que hoy reseño no es una parodia ni es erótico o pornográfico. Es lo que es. Hago hincapié en el hecho de que no se trata de un cómic de humor. No lo es, del mismo modo en que las películas de Ed Wood no eran humorísticas. Técnicamente, se lo puede incluir en el género superheroico. Pero es otra cosa. Luego de leer la reseña ustedes dirán si mejor o peor. Por lo pronto, y especialmente con las tendencias que prevalecen en los cómics y películas que nos ha regalado este 2021 que promediamos, está bueno recordar que en todas partes se cuecen habas.

En fin, al tajo –nunca mejor dicho– con este cómic (?) independiente llamado Foreskin Man. Y sí, detrás de esta joya del pensamiento universal hay un autor, un señor llamado Matthew Hess, que se opone a la circuncisión y no tiene mejor idea que escribir un cómic al respecto. Luego de escribir el guión, el tipo contrata a un dibujante anónimo y ¡presto! ya tenemos una de las bizarreadas panfletarias más absurdas que alguna vez se hayan publicado hasta ese momento: Foreskin Man. El cómic lo protagoniza el héroe epónimo –traducido literalmente, Hombre Prepucio–, que se dedica a combatir la circuncisión en todas sus variantes.

nenito

El dibujo cumple y nada más, con una calidad que oscila entre regular y malo pero hoy me conformo con decir que es genérico y/o utilitario. Es un trabajo hecho por encargo y se nota. Como ya dije, no quedó registrado el nombre del o los dibujantes que lo perpetraron, y posiblemente sea mejor así. Sin dudas nadie esperaba que Foreskin Man fuese el próximo Kingdom Come: en todo caso, lo interesante aquí es ver cómo Hess se las arregla para escribir no uno sino siete (7) episodios con esta premisa.

El primer episodio comienza mostrándonos la inauguración del Museo de la Integridad Genital (!) en San Diego. Los concurrentes se horrorizan ante las imágenes y objetos de la primera muestra, que trata sobre la circuncisión e incluye muñecos, fotos y cosas así. El director, un rubio de barba candado muy parecido al Hombre Prepucio llamado Miles Hastwick, brinda con sus amigos y promete próximas muestras acerca de la circuncisión ritual en otras culturas. Más tarde se revela que bajo el museo se encuentra la Prepucicueva, o como se llame, con lo mínimo indispensable para un superhéroe de bajo presupuesto, incluida una campana de vidrio con el prepucitraje de rigor y la infaltable prepucicomputadora.

12

Corte (ups) al hospital, donde vemos a Amber, una mamá joven que hace poco ha parido un bebé sano. Trascartón entra en escena el villano, que es en este caso un médico pediatra llamado Dr. Griswold. El pediatra revisa al bebé y le dice a la madre que ni bien lo circunciden se lo podrá llevar a casa.

Y aquí la trama se espesa. Por supuesto que la madre se rehúsa a mutilar al niño, por lo que el pediatra sufre inmediata e inexplicablemente una transformación que lo convierte en una cruza entre el Hulk gris y Quasimodo con una pizquita de Socolinsky. Y ahora, ¿quién podrá defendernos? piensa la pobre Amber.

22

Pero hete aquí que la enfermera Jenny, que ha visto el desarrollo de los acontecimientos, toma su prepucitransmisor (sí, sí, ustedes sigan leyendo) y llama a nuestro héroe Miles, que se arranca la barba candado (sigan, sigan) y se pone la ropita que lo convierte en el Hombre Prepucio. Cuando llega a la escena del crimen, se encuentra con la pobre Amber atada como un matambre y al monstruo a punto de circuncidar al crío. Nuestro héroe le sacude un par de ostias al monstruo y a otra cosa. Más tarde llega la policía y se lleva a Griswold –ya desconvertido a castañazos– y ahí nos enteramos de que el monstruo se llama o hace llamar "Doctor Mutilador". Miles y Jenny se dan unos besos y fin.

Los números siguientes se encargan de circuncisiones rituales judías, africanas e incluso relacionadas con el satanismo y la fabricación de cosméticos. Específicamente, el villano en el número 2 es un enloquecido circuncidador judío, lo que le valió a Hess la acusación de antisemita, pero la verdad es que no se las toma sólo con los judíos: si uno se toma el trabajo de leer los demás números notará que el tipo se las ingenia para ofender a todas las razas y credos sin mayores problemas. Igual lo suyo no es tanto el discriminar como el expresar su desagrado por esa práctica que consiste –para quienes no hayan leído el enlace de más arriba– en tajear el pitulín de un recién nacido (o no tan reciente) y literalmente "tirarle el cuerito"… a la basura.

matadero

Foreskin Man es un superhéroe tranquilo, no se ocupa de atracadores de bancos ni de amenazas cósmicas sino que su kiosquito es evitar que circunciden a los nenitos. Y si tenemos en cuenta que según Google aproximadamente un 40 por ciento de la población masculina mundial participa de esta práctica, habrá que suponer que el pobre Hombre Prepucio estará más atareado que Papá Noel en Nochebuena. En el número 3 se lo ve de paseo por el África, y cuando se topa con Vulva Girl, otra heroína con inclinaciones similares, ésta lo reconoce inmediatamente. Pero por supuesto, faltaba más, ¿quién no conoce al Hombre Prepucio?

En el número 6 tenemos a una enfermera que circuncida nenitos en una clínica clandestina improvisada en un viejo matadero. (La sutileza no es una de las virtudes del guionista.) La tipa incluso les dice a los ninios:
-¡Buenos días a todos! ¿Están listos para que les afilen sus lápices?

Lapicitos

Bueno, basta, gritan las pocas neuronas que me quedan intactas, así que la corto acá (ups, otra vez). Ya está, el contador de palabras del Open Live Writer me dice que son exactamente 1099 palabras. Y no, amiguito que preguntas, no hay una tradumaquetación disponible en HTAL, pero si te levantas del sillón y te pones a buscar en la red de redes vas a poder dar con la versión original sin problemas –si bien, por tu bienestar cerebral, no recomiendo que lo hagas. Por otra parte, si te interesan los panfletos absurdos… lo que era una rareza en 2010 es la norma en 2021, especialmente todo lo que proviene de esas dos grandes compañías a las que no mencionaré.

Más reseñas en su índice.

¿Te animás a escribir una reseña o crítica para el blog?

Un tutorial para escribir reseñas.

Tierras Lejanas

Trite nos trae esta obra de los autores Leo e Icar.

El joven Paul Clauden viaja a Altair-3 para reencontrarse con su padre y reconstruir la unidad familiar. Pero sus expectativas chocan contra la realidad porque su padre parece haber desaparecido de la faz del planeta.

Para encontrarlo, Paul emprende una búsqueda que se convierte en un viaje iniciático empedrado de amores, amigos, enemigos y toda clase de sorprendentes descubrimientos.

Idioma: Español.
Editorial: Dargaud
Año: 2009
Guion: Leo
Dibujo: Icar
Maquetador: dardmaster (CRG)
Archivos: 5
Formato: CBR.
Tamaño: 378 MB

Tierras Lejanas T02_1Tierras Lejanas T03_00Tierras Lejanas T04_00Tierras Lejanas T05_01Tierras Lejanas T01_02Tierras Lejanas T01_03Tierras Lejanas T01_04

Descargar cómics: