miércoles, 2 de octubre de 2019

Reseña Cómic: Space Opera: Asteroid

Asteroide03001
Reseña: Alfredo Illescas
Corrector: Mena

Space Opera: Asteroid ¡Qué tiempos aquellos!

Aunque la Ciencia Ficción en los 2020’s (casi) pareciera haber sido dejada de lado como subgénero literario, no pierde la enorme presencia que tuvo desde el Pulp y especialmente en los ‘50s en USA. Llegó un tanto tarde a Latinoamérica —en los ‘70s—, y aun así generó mercados propios en países como Argentina y Chile, y de ahí, para extenderse a varios otros.

Un buen ejemplo, que felizmente no resultó el único, fue la revista chilena Asteroide con una docena de números de muy buena calidad.

clip_image001clip_image002clip_image004clip_image006

La nota nos da la excusa para tratar muy brevemente el subgénero denominado Ópera Espacial, que se sitúa en situaciones futurísticas relacionados al espacio, generalmente de carácter dramático y, en menor medida, romance pensado para atraer jóvenes a su lectura, nos imaginamos. Encontramos batallas interplanetarias, transcripciones renovadas en el futuro de versiones de la literatura universal con algunas gotas de inmersión psicológica. No faltan elementos técnicos posibles e imposibles, especialmente en el armamento y el transporte, ya que su punto principal son los conflictos que ocurren en imperios galácticos. Tema que hoy por hoy vemos no sólo en el cómic, sino que tanto en el cine —Marvel, Star Wars films y un largo etcétera— como en los videojuegos.

Sin tener intención de hacer un análisis completo, sus inicios se remontan a Flash Gordon (1936) basado en el personaje de Alex Reymond. Su importancia la reconoció el premio Hugo a la ciencia ficción desde 1992 con un capítulo especial.

Mencionamos a la década del ‘70 como algo especial, tarea que corresponde al mercado británico especialmente y hoy queremos referirnos precisamente a uno de los grandes discípulos de Reymond, a Sydney Jordan, creador de la serie publicada diariamente como “tiras cómicas” (strips) Jeff Hawke, siempre publicada en el Daily Express entre 1955 y 1974. Jordan nació en Escocia en 1928 y con sus más de 90 años es otra leyenda viva. No sorprende su comprensión de la tecnología porque inició estudios de ingeniero aeronáutico en la Miles Aircraft para pasar a ser dibujante de Bill McCail, que es dónde se apasionó con Alex Raymond, Milton Caniff y Stan Drake. Reconocemos que es muy buen argumentista y no sólo dibujante.

Sydney Jordan (nacido en Dundee, Escocia, 1928) es un artista de comics mejor conocido por su tira diaria de ciencia ficción Jeff Hawke, que se publicó en el Daily Express de 1955 a 1974. La serie tuvo un éxito internacional, especialmente en Europa y al terminar continuó con Ciencia Ficción hasta 1988. En su estilo de dibujo, notamos perfección en la figura humana, especialmente femenina —fue la primera tira de ciencia ficción para adultos—.

clip_image008
clip_image009
clip_image010

Pero principalmente nos fascinamos con sus versiones realistas de tecnología impresionante.

clip_image011
clip_image013
clip_image014


Puesto que como lector no estoy contento hasta poder ver algo de su obra, podemos referir una historia completa que precisamente fue publicada en el tercer número de Asteroide en Chile. Los números 2, 3 y 6 están en el blog del dedicado comiquero Mayoneso en el “Generación Mampato”. Para acceder deben utilizar la entrada “Asteroide” que figura en la columna de la derecha que permite bajar le archivo —podrían hacerlo directamente pues Mayoneso los guarda como: Descargar Asteroide Nº 3.

Como una muestra de hermosa unidad comiquera, Eleazar indica que en el blog mis inolvidables tebeos se puede encontrar la colección completa de los 11 Asteroides disponibles en Internet. (¡Gracias por el dato! Tenía entendido que ese blog lo manejaba mi amigo Hasieran).
El tercer número reproduce el penúltimo trabajo de la serie Jeff Hawke, que hizo Jordan, numerado como 68, en 1975. Jordan cuenta con un club en Italia dedicado a su trabajo (Jeff Hawke).

Más reseñas en su índice.
¿Te animás a escribir una reseña o crítica para el blog?

No hay comentarios. :

Publicar un comentario