miércoles, 4 de mayo de 2016

Reseña Comic: The Wake


THE WAKE

Editorial: Vertigo
Fecha de Publicación: 2013
Guionista: Scott Snyder
Dibujante: Sean Murphy
Reseña: Ñoño Cool 

El océano, hogar de profundos misterios y criaturas enigmáticas. Fuente de la vida en la Tierra hace millones de años y el origen de la humanidad, la que se gestó en sus aguas para poder llegar a evolucionar al punto de crear civilizaciones, conquistar mares, cielos, e incluso el espacio exterior. El agua nos dio la vida, parece justo que sea esta quien nos la quite.

Círculo polar ártico. Un grupo de investigadores. Un hallazgo que desencadenará el desplome de la humanidad como la conocemos. No importa cuánto intente impedirlo Lee Archer, bióloga marina, es un destino al que estamos sujetos desde hace más de 3.800 millones de años; ella luego de todo esfuerzo humanamente posible que acaba en más y más desesperanza y situaciones que no hacen sino empeorar, termina comprender que el apocalipsis encerrado en las aguas esperando resurgir que desataron ahí, marcará el nuevo futuro del mundo.

200 años después del suceso, la sociedad se encuentra pendiente de un hilo en un mundo tragado por las olas, completamente anegado, y será nuevamente una mujer nuestra protagonista, no tratando de impedir que algo pase, pues ya sucedió, sino de entender por qué pasó en primer lugar, y que es lo que las terroríficas profundidades deparan para nosotros, resolviendo sin quererlo, uno de los secretos más codiciados por los humanos: de dónde venimos.


El panorama comiquiero actual en Norteamerica se encuentra en un estado lamentablemente estancado en su grueso de publicaciones, en lo que el género de héroes de capa y spandex con superpoderes se refiere, y aún más en específico Marvel y DC Comics. Si bien tienen colecciones que se escapan de lo convencional y realmente valen la pena leer (lo que ha hecho Hickman en la Casa de las Ideas, o Morrison en la del kriptoniano, por nombrar algunas), muchas de estas son simplemente más de lo mismo, repetido y con olor a refrito atrapadas en un ciclo de no acabar.

Image es la empresa del tebeo americano que nos entrega un respiro de aire puro en un ambiente con tanto smog, reemplazando a Vertigo en cuanto a la editorial que proveía la mayor frescura, calidad, creatividad e innovación, donde los autores podían escribir con la mayor libertad posible; pero eso no significa que Vertigo haya fallecido y no pueda entregar material, pues el sello adulto del hogar del murciélago aún da guerra, y prueba de ello es “El Despertar”, o como se conoció en el inglés original “The Wake” de Scott Snyder y Sean Murphy.

Snyder es el hombre detrás de American Vampire y la actual y muy polémica etapa de Batman en DC Comics, y los 10 números que entrega aquí me causan problemas… si bien ha ganado el Eisner incluso por ellos, no puedo decir que este tebeo realmente se lo mereciera… la primera mitad sin duda lo vale, pero la segunda no es material para un premio tan prestigioso como ese.Esto porque la obra está segmentada claramente en dos partes, la primera nos narra la caída de la humanidad, y la segunda su resurgir, pero parece como si los hubiesen hecho dos guionistas diferentes.

Los primeros 5 números no hacen sino subir su calidad, y cuando los tomas cuesta volver a cerrarlos; mezcla terror, fantasía y ciencia ficción de manera maestra, te atrapa en un par de viñetas gracias a los textos de Snyder y los dibujos de Murphy. La protagonista Lee Archer de inmediato conecta con nosotros y nos acompaña en este viaje de misterio pretérito, pues tal como el lector ella ve y experimenta estas cosas por primera vez. Los monstruosos sirenos son aterradores dado que no solo son más rápidos y fuertes que los humanos, sino que también lanzan líquido a su presa que los vuelve víctimas de alucinaciones para que sean más fáciles de matar.

El resto del cast de esta sección de la historia desde un inicio se hacen interesantes y quieres verlos sobrevivir, a pesar de lo imposible que eso sea dado que las cosas van siempre de mal en peor hasta acabar en consecuencias catastróficas. El solo hecho de estar atrapado una milla bajo el océano, en una planta petrolera que se inunda cada vez más y eres acosado por peces humanoides determinados a comerte, te pone los pelos de punta.


La segunda parte por otro lado, pierde el rumbo, y cada vez más enreda los conceptos presentados en el inicio. Si bien comienza 200 años después y nos presenta un fantástico mundo sumergido en agua donde la gente vive en tribus post apocalípticas a lo Mad Max inundado, y sigue a una protagonista bastante agradable; pero sinceramente baja más y más su calidad y la explicación final que Snyder hace de la historia simplemente no funciona. Debió dejar las cosas para que el lector fuese quien pusiese las piezas juntas y rellanar los huecos por sí mismo, en vez de dárselo con una cuchara en la boca; o al menos cuando nos entregue una explicación que cierre todo, no sea tan inconsistente y de un tono tan diferente con lo que veníamos viendo.

Lo bueno en cuanto a la segunda parte, es que tal como la primera se hace muy fácil de leer, y siempre se mueve como una montaña rusa que jamás pisa los frenos. No hay tiempo para complicarse con contexto y más cosas, y solo dejarte disfrutar… pero eso se detiene cuando la aclaración enorme del final aparece, claro; es como cuando el Arquitecto en Matrix Reloaded se pone a balbucear explicaciones aburridísimas sobre anteriores elegidos, versiones diferentes de la Matrix y más… detiene todo y lo hunde en exposición; y eso pasó justo al final de The Wake, decepcionándome un buen poco.

El dibujo de Sean Murphy es oscuro, roto, algo anguloso y perturbador. En la primera mitad mantiene un ambiente siniestro y claustrofóbico con una paleta de colores que no hace sino aumentar esas sensaciones; y en la segunda parte crea un ambiente fantásticamente apocalíptico, como el de la película Water World pero 30 veces mejor, y el diseño de las criaturas siempre te causa una efecto de inquietud y asombro. Su simbiosis con los textos te hacen nada más que sumergirte aún más en la lúgubre narrativa del inicio, y la aventurera del segundo. El diseño de entornos, el nivel épico de los mismos, y un gran juego de luz y sombras, hace que el trazo del dibujo sea por lejos lo más consistente y atrayente de la obra.

The Wake es un comic perfecto para los amantes del terror y ciencia ficción, que te engancha y no suelta, pero creo que recomiendo encrudecidamente leer solamente los primeros 5 números pues esa mitad es uno de los comics de terror más geniales que he leído en muuuucho tiempo y dejarlo así como el final de la historia, o si quieren leerlo todo, solo 9 y dejar el 10 sin tocar.

PARTE 1: 9/10
PARTE 2: 5/10

Post:   The Wake


No hay comentarios. :

Publicar un comentario