jueves, 21 de mayo de 2015

Reseña: Serie de Televisión Arrow - Temporada 2


ARROW: TEMPORADA 2

Fecha de emisión: 9 de octubre de 2013/ 14 de mayo de 2014
Episodios: 23
Creadores: Greg Berlanti, Marc Guggenheim, Andrew Kreisberg
Cadena televisiva: The CW
Reseña: Ñoño Cool

Después de la muerte de Tommy, la destrucción de media ciudad y las cientos de muertes que eso conllevó por parte de Malcom Merlyn y su madre en la cárcel y enfrentando la pena de muerte por ser cómplice de este, Oliver está en una posición difícil teniendo que lidiar con la culpa de sus fracasos y tratar de salvar la Compañía de su familia.

Los barrios bajos de la ciudad conocidos como “Los Glades” después de la destrucción al final de la primera temporada ahora son una zona de guerra donde muchas bandas han proliferado tratando de hacerse con el control de dicho sector. Y obviamente esta será la principal preocupación del “equipo Arrow” y de una nueva heroína, una rubia vestida en cuero negro que como en esta serie los colores en el nombre aparentemente están prohibidos (nada de Green Arrow, solo Arrow) será conocida no como Black Canary, sino solo como Canary.

Entre los nuevos secundarios tenemos primero a una reimaginación polémica, Sebastian Blood quien ya no es un sectario superpoderoso sino que un político demagogo que intentará hacerse con la alcaldía de la ciudad haciéndose amigo de Oliver Queen en una relación tipo Batman/Harvey Dent (Batman verde alert!) y posteriormente se medirá contra Moira Queen por el puesto cuando esta salga de la cárcel. Otra nueva adicción es Isabel Rochev, quien pretende tomar control de la compañía de los Queen, lo que resultará en una relación nada agradable con Ollie.

En el departamento de flashbacks en la isla de Lian Yu, un nuevo equipo de mercenarios aparecerá en escena comandado por el doctor Anthony Ivo, cuya base es un barco carguero llamado Amazo. Como se habrán dado cuenta esta es otra reimaginación que puede molestar a más de alguno para con el clásico personaje DC. Ivo está buscando un compuesto extraño llamado “Mirakuru” o milagro en japones, un químico que se supone confiere a quien se lo inyecte superfuerza, resistencia, y reflejos mejorados. Dentro del barco Amazo también se encuentra la que se convertirá en la Canary, y que no es otra sino que la presunta fallecida Sarah Lance quien está bajo la protección de Ivo y no tiene idea de que Oliver ha sobrevivido al naufragio.

De vuelta al presente, Sarah lleva ya algunos años como miembro de la Liga de Asesinos y al abandonarla usa ese conocimiento para combatir el crimen en Starling City, lo que conllevará a que otros miembros de la organización hagan acto de presencia intentando cazarla y matarla pues “nadie puede dejar vivo la Liga de las Sombras”. Entre los perseguidores se encontrará Nyssa Al Ghul, la hija de Ra’s quien tuvo una relación lésbica con Sarah en los años que estuvieron ambas dentro de las Sombras y ahora se siente conflictuada en qué hacer cuando la encuentre.

En el otro lado de la ciudad, Roy seguirá con su cansado tira y afloja con Thea mientras se obsesionará más y más con Arrow como vigilante y se propondrá ayudarlo mientras ella lidia con el hecho de que su madre pueda enfrentar la pena de muerte por sus crímenes. Además veremos que Moira sigue con su red de secretos. Por último tenemos una nueva secundaria llamada Sin que es una suerte de sidekick para Canary que para ser sinceros poco y nada aporta al gran esquema de las cosas.

Laurel Lance sigue igual de aburrida y mal desarrollada como personaje que antes, pero ahora se le trata de poner en otra luz como una ayudante de fiscal que va en contra de Arrow pues lo culpa de asesinar a Tommy, mientras cae más y más en el alcohol… y se hace más molesta con el paso de los episodios, en especial cuando descubre que su hermana sigue viva. Quentin Lance en el otro extremo perdió su cargo de detective por ayudar incondicionalmente al equipo del arquero, y tratará de sacar a su hija del alcoholismo.

En los flashbacks vemos a Oliver, Slade y Shado encontrando viva a Sarah e involucrándose en el asunto del Mirakuru, lo que resulta en Queen dejando morir a Shado para salvar a Sarah a manos de Ivo y en Slade medio muerto. Le inyectan el compuesto en sus venas y con sus nuevos superpoderes Wilson asesina a Ivo y a toda la tripulación del Amazo. Esta historia de Flashbacks a mi gusto es mucho mejor que lo que hasta este punto en la temporada estábamos viendo en el presente... más que nada por los tira y afloja amorosos que me cansan y la infumable de Laurel.

Los episodios de relleno ajenos a la trama principal a pesar de que siguen incluyendo el ocasional villano prestado del murciélago (Batman Verde alert!) mejoran mucho en comparación a la primera temporada, con la inclusión de ARGUS, Amanda Waller y el Escuadrón Suicida cuyos miembros son Diggle y su novia Lyla, Deadshot, Bronze Tiger y Shrapnel (villanos vencidos por Arrow en capítulos pasados) y tramas centradas en ellos.

Dentro de estos episodios “de relleno” tenemos la aparición de Barry Allen e incluso el momento en el que lo transforma en Flash para dar pie a su propia serie. Grant Gustin como Barry es 200 veces mejor actor y más carismático que el aún tieso, robótico y desabrido Stephen Amell e instantáneamente me gustó como el personaje en los escasos capítulos dedicados a él, y lo encuentro una presencia más interesante de seguir en la serie de Flash mientras que Arrow ha tenido ya casi tres temporadas para lograrlo y no lo ha hecho.

Dentro de las subtramas a lo largo de la serie tenemos a Moria Queen saliendo de la cárcel y presentándose a alcalde contra el demagogo de Blood, a Malcom Merlyn aún vivo y rebelándose como el verdadero padre de Thea (estas dos subtramas apestan a telenovelezco y no es lo mío definitivamente) y por último que en los Glades comienza a desaparecer más y más gente para hacer experimentos con Mirakuru, raptados por Sebastian Blood y su banda, dejando decenas de muertos en su camino.

Estos experimentos se revelan fueron realizados para crear un ejército de super soldados, entre los que se encuentra Roy Harper; y quién está detrás de esto es nada menos que Slade Wilson, Deathstroke, quien culpa a Oliver por la muerte de Shado y va a destruir a Queen; por lo que le dirá a Laurel quien es el hombre detrás de la máscara de Arrow y luego irá tras su familia y todo lo que le importe,  lo que incluye la Compañía… pues Rochev que por fin le quita el control de esta a Queen es la mano derecha de Deathstroke, una reimaginación de Ravager de los comics. Esta venganza deja mucho daño en la gente de Starling, con Roy sufriendo de ataques de furia incontrolables por el químico en sus venas, y Moira siendo asesinada por Slade.

Y a partir de ese punto la serie no se detiene. El ejército de Brother Blood y Deathstroke comienza a destrozar la ciudad mientras el Team Arrow con ayuda de STAR labs intentan detenerles; en paralelo con flashbacks que muestran a Slade en Lian Yu tratando de matar a Oliver y Sarah mientras se toma el carguero Amazo. Por lo que es Oliver Queen vs Slade Wilson tanto en el presente como en el pasado, con cameos de los futuros sidekicks de Flash en su serie Cisco Ramon y Caitlin Snow, una aparición del Suicide Squad, La Liga de Asesinos y Amanda Waller en medio de todo.

Al final de todo el frentético enfrentamiento Thea se irá con Merlyn a entrenar, Sarah regresa con la Liga y los flashbacks de la isla de mueven a Hong Kong dejando al Team Arrow y en definitiva la familia y amigos de Queen fracturados.

La serie en esta segunda temporada mejoró y aumentó su punto fuertes que eran las escenas de  acción, en especial en los capítulos finales del vs en ambas lineas temporales entre Slade y Ollie; trajo una trama más sólida aunque no sin problemas y se Introdujo de una forma bastante creíble el tema de los "superpoderes", incluso hay algunos actores que mejoraron en lo que hacen… aunque no demasiado.

Las tramas románticas y telenovelescas se dejan más de lado a favor de la trama principal pero aún así asoman su aburrida cabeza. Y la trama que involucra a Laurel es simplemente caustica, a este punto creo que ella es la Jar Jar Binks de la serie, pues cada vez que sale en pantalla se me cura el insomnio.Brother Blood fue un villano genérico y listo, pudo dar para más pero la trama no se lo permitió, eso y el actor que lo interpretaba tampoco le dio mucho jugo. Por último la Ravager fue una pérdida de espacio y minutos en pantalla, realmente decepcionante lo que se hizo con el personaje.

Por otro lado, Deathstroke como villano es muy bueno, imponente, amenazante, su traje me pareció realmente práctico y que podría funcionar incluso en el cine, el nuevo origen que le dieron para acercarlo más a Arrow en vez de los Teen Titans es coherente y encaja muy bien pues estuvo construido con motivaciones lógicas y entendibles, y a la hora de luchar te creías todo lo que le veías hacer, Manu Benet realmente se apuntó un punto con esto pues Slade le sube el nivel a la segunda temporada que hasta la mitad al menos no despegaba completamente.

Stephen Amell está ligeramente mejor como Queen, pero dista muuuucho de ser un buen actor y hasta la fecha aún no me convence como el arquero esmeralda. Lo que también es un problema de los guionistas que se empeñan en hacer más y más oscuro y trágico (Batman Verde alert!) a un personaje que se supone es alegre, sarcástico y muy bromista; puesto que se lo dan a Felicity Smoak quien continúa más y más volviéndose la Oracle de esta serie. El “Team Arrow” también evoluciona y cambia, solidificando la dinámica entre Oliver, Felicity y John Diggle, además de añadir a Roy y Sarah como elementos, podrán no ser el mejor grupo de actores pero han mejorado bastante a como empezaron… excepto Roy, ese chico es más tieso que momia con lumbago, hace ver a Amell como Marlon Brando.

El Escuadrón suicida a pesar de ser una versión “light” del mismo está bastante acertado, Cynthia Addai-Robinson tampoco lo hace demasiado mal y a pesar de no ser una actriz demasiado destacable deja patente el carácter de la vieja Amanda “The Wall” Waller. La Liga de Asesinos abre posibilidades interesantes que nos entregan una confrontación tipo “Heredero del Demonio” entre Ra’s Al Ghul y Oliver Queen en la siguiente temporada (Batman Verde Alert!) y al menos a mi gusto Grant Gustin como Barry Allen auguraba en sus escasos minutos en el show un Flash bastante interesante de seguir.

Para terminar, la segunda temporada de Arrow sigue teniendo sus pros y sus contras, fortalezas y debilidades pero ha mejorado sustancialmente de una muy tibia primera temporada. A pesar de que su tono telenovelesco sigue presente y hay subtramas que aburren (cof cof Laurel cof cof) tiene mejores villanos, trabajo de secundarios, construcción de trama y mejora en las actuaciones en comparación a la temporada pasada.

6.7/10


Post Recomendado: Indice de Green Arrow

¿Leiste la Reseña: Serie de Televisión Arrow - Temporada 1?