sábado, 17 de octubre de 2015

Reseña Película Animada: Liga de la Justicia Dioses y Monstruos


LIGA DE LA JUSTICIA: DIOSES Y MONSTRUOS

Fecha de Estreno: 21 de Julio, 2015
Directores: Sam Liu, Bruce Timm
Guionistas: Alan Burnet, Bruce Timm
Productora: DC Animation
Reseña: Ñoño Cool

Bruce Timm ha alcanzado el estatus de leyenda gracias a sus contribuciones a la animation de DC, que incluye la serie animada de Batman, la de Superman, Batman del Futuro y por supuesto la "Liga de la Justicia" y “Liga de la Justicia Ilimitada” así como varias películas basadas en este universo. Y después de varios años ausente regresa de manera triunfal y deslumbrante con "Liga de la Justicia: Dioses y Monstruos".

Si no has visto la película, detente. Deja de leer esta reseña y ve a verla de inmediato y experimenta por ti mismo la genialidad que es este film animado… si quieres luego puedes volver a leer esto, digo soy un texto puedo esperar sin drama. ¿Ya lo hicieron? Ok, comencemos. La historia nos sitúa en un universo alternativo donde Superman (hijo de Zod y criado por inmigrantes mejicanos en USA), Batman (Kirk Langstrom Vampiro) y Wonder Woman (de los Nuevos Dioses en vez de Amazona) protegen el mundo como una versión mucho más violenta y decididamente brutal de la Liga de Justicia.

Ellos trabajan para el gobierno de USA desde la Torre de la Justicia, y son altamente temidos por todo el público y viven siendo criticados por los medios dado su actuar. Y no solo la gente común les tiene miedo, sino que también el mismo gobierno que explota sus talentos pero viven en terror de no poder controlarles. Y cuando la Presidenta Amanda Waller intenta ayudar con la publicidad negativa al trío, Superman se burla de ella pues la gente no le importa demasiado.

Gracias a los diferentes orígenes parte de la diversión de ver la película - directa a Blu-Ray - “Dioses y Monstruos” son los flashbacks que nos muestran y así delante de nuestros ojos podamos ver como el mundo y sus actores han llegado a ser quienes son, tomando nuestras versiones familiares de los personajes y transformándolos en algo fresco, emocionante y totalmente oscuro, digo es cosa de ver los 3 clips individuales donde promocionaron el film donde Supes lucha y mata a un Brainiac infante o Batman asesinando a una Harley Quinn incluso más insana que el mismo Joker.

Una de las primeras escenas muestra a Superman incinerando a los "terroristas" con su visión de calor, mientras que la Mujer Maravilla les empala con su espada y Batman bebe su sangre hasta que dejen de retorcerse. Las últimas películas de DC en los últimos tiempos tienen un mal historial cuando se trata de representar la violencia sangrienta, ya que por lo general se exagera en un intento de parecer más adulta, pero aquí se le da a un propósito importante. Está allí para mostrar el mundo que sería si Superman no se contuviese, y es un mundo muchísimo más oscuro.

Esto no es exactamente el Hombre de Acero que va por "Verdad, Justicia y Libertad" que hemos llegado a conocer, pues después de haber sido enviado a la Tierra en diferentes circunstancias y descubierto por alguien que no sea los Kent ha cambiado muchísimo en cuanto a personalidad, pero aún posee un código moral, aunque está decididamente muy enterrado. Y la barba de chivo lo hace ver aún más como una versión “maligna” (aunque es anti-héroe no villano) de Superman.

Lo mismo se aplica a Batman, cuyo alter ego en este mundo es Kirk Langstrom, también conocido como el villano Man-Bat en el DC más familiar, quien ahora que es un vampiro tiene que forzosamente beber sangre y por esto elige hacerlo con criminales, pues así no posee remordimientos sobre a quién mata. En cuanto a la Mujer Maravilla, su historia es demasiado ingeniosa para revelarla, me dejó aplaudiendo de pie el giro dado, pero basta con decir que su pasado implica Nuevos Dioses de Jack Kirby en una manera totalmente sorprendente.

Y cuando el trío poderoso entra en acción al invadir la guarida de un grupo terrorista, lejos de encarcelar suavemente los malos, la batalla es rápida, sangriento y despiadada, aprovechando al máximo el tono más adulto entregado a la cinta, realmente te hace pensar dos veces sobre lo contenidos que siempre actúan los personajes cuando van contra cualquier villano.


Desde ese punto, la película se transforma en una de misterio. Alguien desconocido está matando a los mejores científicos del planeta (los geeks y ñoños más grandes identificarán todos los nombres, ya que son los nombres civiles de héroes y villanos DC) y hacen parecer como que todo esto lo estuviese haciendo la Liga de la Justicia, inculpándolos. Por supuesto al ser estos unos violentos sádicos nadie tiene problema en creer que ellos realmente están detrás, y somos llevados en un viaje que nos llevará a explorar este mundo.

Los personajes secundarios con los que estamos familiarizados también reciben nuevos roles que no solo se desarrollan de buena manera sino que también hay algunas reimaginaciones brillantes, como un Lex Luthor que se asemeja a Stephen Hawkings y cómo este científico actuaría en un mundo con seres superpoderosos y alienígenas, y o la nueva toma extraordinaria de los Metal Men. Uno de los mejores elementos en “Dioses y Monstruos” es cómo proporciona un propósito para cada giro de manera que todo encaja en vez de ser una simple excusa para mostrar un mundo diferente.

Otro de los puntos más refrescantes es que las historias de Wonder Woman y Superman por primera vez en mucho tiempo en lo que a animación DC se refiere son MUCHO más interesantes que Batman. Su historia es “ok” pero la forma de pensar de Superman heredada de Zod y la conexión de Wonder Woman con Darkseid, Orion y Highfather a lo Game of Thrones los vuelven personajes fascinantes que estoy dispuesto a seguir en cualquier aventura futura que quieran crear sobre ellos. Y el trágico origen de WW es perfecto para continuar una secuela de esta película con ella de protagonista.

 Como la vi en el original inglés, puedo decir que la actuación de voz es de primera categoría. Michael C. Hall nos entrega un Batman totalmente misterioso al entregarle una voz monótona con sabor a muerto, Benjamin Bratt captura la pérdida de limitaciones de Superman mezclándolo con el tono de voz que hemos visto sobre Zod en la animación, y Tamara Taylor lo hace espectacular cambiando magistralmente desde una mujer poderosa a vulnerable y de vuelta a furiosa en un pestañeo.

Mi problema con el film es cuando se revela el villano y el plan de dominación mundial detrás en el climax del film, pues sale totalmente de la nada, no se apoya en nada construido hasta entonces y arruina un buen poco el gran ritmo de la película. Y como no, el final nos pone a una Liga repensando sus actitudes y cambiando su actuar para mejor pero sin pagar ni un poco por todos los criminales muertos a lo largo de los años.

De todos modos el producto final es un excelente resultado, y más comparándolo con las pasadas películas animadas de DC que han salido últimamente como son Hijo de Batman, Trono de Atlantis y Batman vs Robin. “Dioses y Monstruos” es una gran vuelta al alto nivel pasado que siempre ha caracterizado a DC Comics en cuanto a películas animadas y un regreso triunfal de Bruce Timm a cargo del mundo DC al transformarlos en reflejos oscuros y violentos de los íconos heroicos que conocemos tan bien en una película provocativa, con geniales nuevos orígenes para los personajes y que es muchísimo más que un simple “¿Qué tal si la Liga fuesen tipos amorales y casi villanos?” entregando una historia que logra mucho más de lo que cualquier live action pudo haber intentado con este concepto. Claro, el final es decepcionante pero eso no quita el nivel de excelencia que la trama tenía hasta ese punto, haciendo de esta película animada un retorno en toda gloria del hombre transformado en leyenda que es Bruce Timm con los personajes de la Liga de la Justicia.

8/10 

Enlace Externo:  Liga de la Justicia Dioses y Monstruos




No hay comentarios. :

Publicar un comentario