sábado, 4 de diciembre de 2021

Los equinoccios

Trite nos trae esta obra del autor Cyril Pedrosa (Portugal, Tres Sombras).

Durante los equinoccios, el día iguala la extensión de la noche. Como si el mundo encontrará un equilibrio perfecto entre la sombra y la luz. Un equilibrio fugitivo, parecido al designio de los destinos humanos.

Un relato en cuatro estampas, cuatro estaciones atravesadas por personajes de todos los horizontes geográficos y de toda procedencia social. Seres de un equilibrio inestable que cruzarán nuevas soledades y que tejerán, entre unos y otros, el tenue hilo de la conciencia atormentada por el enigmático sentido de la vida.

Cuatro estaciones con su propia identidad gráfica, cuatro voces.

Idioma: Español.
Editorial: Norma
Año: 2015
Guion: Cyril Pedrosa
Dibujo: Cyril Pedrosa
Escaneador: jbabylon5 (CRG)
Archivos: 1
Formato: CBR.
Tamaño: 185 MB

equinoccios-021equinoccios-022equinoccios-023

Descargar cómic:

viernes, 3 de diciembre de 2021

Reseña Película: Don't Hang Up (2016)

DHU

Título original: Don't Hang Up
Año: 2016
Duración: 83 min.
País: Estados Unidos
Dirección: Damien Macé, Alexis Wajsbrot
Guión: Joe Johnson
Con: Gregg Sulkin, Garrett Clayton, Bella Dayne
Grado: C+
Reseña: Hugo C

Esta reseña puede contener SPOILERS.

El primer spoiler es que no se trata de una película de terror, a menos que uno se identifique con las víctimas, y no, no hay manera de que tal cosa suceda. Es, también, a la manera de los cuentos de hadas de antaño, una historia con una advertencia: en este caso, sobre la conveniencia de andar con juicio y mesura por la red de redes y evitar andar haciendo bromas pesadas a personas que no nos han hecho nada. Pero bueno, vamos a usar el rótulo oficial y decir que se trata de otra película de terror –que no–, en este caso una de ésas hechas por 2 pesos y con un reparto de desconocidos, pero que se merece al menos una mirada y ya les iré contando por qué.

Screenshot (41)

Amigo lector, si alguna vez te has indignado con alguno de esos bromistas o pranksters cuyas "hazañas" telefónicas pueden verse en las redes sociales, y has pensado algo así como: "Estos idiotas viven porque el aire es gratis", ésta es tu película. Digamos que Don't Hang Up (2016) es a los pranksters lo que Death Wish (1974) es a los asaltantes. Y así como en Death Wish era difícil no ponerse del lado de Charles Bronson, en Don't Hung Up es imposible no empatizar con Mr. Lee.

Screenshot (49)

La película nos muestra a un puñado de imbéciles que no tienen otro propósito en la vida que dedicarse a hacer bromas telefónicas bastante pesadas y luego postearlas en las redes. Uf, unos vivos bárbaros. Se llaman Sam, Brady, PrankMonkey69 y Jeff. Ya en los primeros minutos se nos muestra a estos miserables aterrorizando a una pobre mujer, haciéndole creer que hay intrusos a punto de meterse en su cuarto y que han tomado a su hijita de rehén. Obviamente, esto va a tener relación con lo que sigue, aunque aún no se nos muestra de qué manera.

Screenshot (34)

Corte al presente, meses más tarde, y vemos que dos de los infrahumanos persisten en sus bromas de mal gusto. Trascartón nos ponen un par de escenas para intentar que los veamos como seres humanos normales y no como los monstruos que en realidad son. Uno de ellos tiene problemas con su novia, y cuando el otro se inmiscuye, el primero reclama privacidad, algo que ellos les niegan sistemáticamente a las víctimas de sus bromas, a las que, por ejemplo, les dicen que su pareja ha muerto en un accidente y cosas así. Otra escena nos los muestra llamando a un vecino para azuzarlo contra el mismísimo Jeff, que trabaja como repartidor de pizza. El vecino sale con un bate de béisbol y los imbéciles se ríen de su amigo, que al menos tiene un empleo. De nuevo, unos vivos bárbaros. Y sin códigos.

Screenshot (56)

Así es que estos subnormales viven en su nube de pedos, no haciendo otra cosa que molestar a la gente decente, cuando una voz en el teléfono les asegura que hasta aquí llegó la cosa. Al principio no le dan mucha importancia, pero paulatinamente se va revelando que el tipo, que se hace llamar Mr. Lee, sabe todo acerca de ellos y controla remotamente la conexión de teléfono de la casa, cámaras, luces y demás con una laptop de segunda mano de la afamada marca Panasonic.

Screenshot (35)

No solamente eso, sino que les muestra cómo mata a PrankMonkey69, sofocándolo con una bolsa. (A estas alturas comienzo a sospechar que PrankMonkey69 no es el nombre real del occiso.) Es una grabación del día anterior, pero con eso consigue que los dos imbéciles le presten su atención. Lo que es importante ya que Mr. Lee ha capturado a los padres de Brady y dice que va a matarlos a menos que ellos le tejan un pulóver. O algo así.

Screenshot (46)

Trascartón, llaman a la puerta. Es la novia de Sam, que trabaja para la misma pizzería que Jeff y se llama Peyton. Peyton viene a entregar una pizza que nadie ha pedido, y aunque los dos tirifilos niegan todo, ella no les cree ya que sabe con qué clase de abominaciones trata. Entretanto, el espectador sagaz cae en la cuenta de que todos los hogares norteamericanos tienen un bate de béisbol, al menos en las películas.

Screenshot (58)

Hablando de películas, Don't Hang Up no es un thriller psicológico ni nada por el estilo. Tampoco es una sátira a la sociedad de consumo o lo que sea. Es lo que uno llamaría una película de retribución, de ésas en las que los malvados se meten con alguien débil y sumiso, pero que resulta ser el cuñado de Jean-Claude Van Damme o la sobrinita de Schwarzenegger. La diferencia aquí es que vemos todo desde el lado de los criminales. Y no hay manera de que te generen un ápice de empatía, de tan insufribles que son. ¿Así que quisiste asaltar a Steven Seagal? Jodete.

Screenshot (42)

Hay víctimas inocentes, sí, pero mayormente son las que se cobran los cuatro tarados. En cuanto a la novia de Sam, tampoco resulta demasiado querible, y aún menos cuando nos enteramos de que le ha estado metiendo los cuernos a su novio con su mejor amigo. (Es decir, con el mejor amigo de su novio, no con el mejor amigo de ella.) Eso sí, hay que reconocer que no ha tomado parte en las llamadas.

Screenshot (44)

La acción se centra en Sam y Brady, ya que Mr. Lee se carga a PrankMonkey69 al principio y al poco rato hace lo propio con Jeff. Lo de Mr. Lee es más bien algo al estilo de las viejas películas de Chuck Norris ("violaron a su novia y mataron a su mejor amigo, y ahora… ¡BUSCA VENGANZA!") mezclado con el ensañamiento de Liam Neeson en Taken (2009). Epa, ¿cómo va a tomar justicia por mano propia?, dirá alguno. Bueno, la justicia por mano propia le ha dado de comer a Hollywood durante décadas.

Screenshot (54)

Reconozcamos que Mr. Lee no tiene todos los caramelos en el frasco, pero poca gente los tendría luego de que un par de descerebrados le destruyese la vida. Piensen, por ejemplo, en Frank Castle perdiendo a su familia a manos de la mafia y luego me cuentan.

Obviamente, en la vida real uno cuenta hasta 10, o hasta 1000, pero acá estamos en una fantasía de retribución y bancamos a Mr. Lee hasta el final de la película. Luego, en el mundo real, si vamos a comprar tutucas y el quiosquero nos da mal el vuelto, no lo asesinamos, sino que amablemente le hacemos notar su error. (Esta metáfora ya la he utilizado en otra reseña, pero sigue siendo válida.)

Screenshot (55)

El final es muy satisfactorio, y no se los cuento por si les interesa ver la película, pero basta con decir que no defrauda en lo más mínimo. Los que la terminan sacando barata son los padres de Sam, al menos si no contamos el hecho de que cuando regresen de su viaje van a encontrar la casa hecha un tiradero y perdida de manchas de sangre. Y la aventura continúa: hay una escenita en medio de los créditos, al mejor estilo MCU, con la implicación de que la cosa no se termina aquí. En resumen, Don't Hang Up es una peliculita de menos de 90 minutos hecha con unas pocas monedas, con una biena edición, efectos pasables y actuaciones casi decentes.

Más reseñas en su índice.

¿Te animás a escribir una reseña o crítica para el blog?

Un tutorial para escribir reseñas.

A Skeleton Story...

Trite nos trae esta obra de la editorial italiana GG Studio.

Will Musil, Birmania, Scarlett, Jack, John hace tiempo que dejaron de ser inquilinos del mundo viviente. Will busca su propia redención en el reino de los muertos como investigador al servicio de la Vieja Dama

Se le presenta una gran oportunidad cuando dos invitados indeseados cruzan la frontera entre los dos mundos: una niña y su gato.

Idioma: Español.
Editorial: GG Studio
Año: 2010
Guion: Alessandro Rak
Dibujo: Alessandro Rak, Andrea Scoppetta
Tradumaquetadores: Adei,Kiko_Scout y kurapika (CRG-EK-KMQS-L9D-LLSW)
Archivos: 6
Formato: CBR..
Tamaño: 88 MB

0203040506skel01_pg03_xandreskel01_pg04_xandreskel01_pg05_xandre

Descargar cómics:

jueves, 2 de diciembre de 2021

Reseña Película: Sorority Row (2009)

sorority_row_ver4

Título original: Sorority Row
Año: 2009
Duración: 101 min.
País: Estados Unidos
Dirección: Stewart Hendler
Guión: Josh Stolberg, Pete Goldfinger
Con: Briana Evigan, Rumer Willis, Jamie Chung, Margo Harshman, Matt Lanter, Carrie Fisher
Grado: C
Reseña: Hugo C

Advertencia: esta reseña puede contener spoilers.

He aquí una película adocenada.

Y a su manera, disfrutable.

Y descartable.

Sorority Row (2009) es la remake de una película llamada The House on Sorority Row (1982). Caveat: no he visto la original y he preferido ver la remake por sí misma, sin la influencia de la original, ni siquiera he pasado por Wikipedia o IMDb, aunque sí, luego de haber visto esta película, chusmeé el tomatómetro y según parece, la de 1982 no resultó nominada al Oscar ni mucho menos. Pero bueno.

Screenshot (23)

El argumento, en una frase: un puñado de señoritas con poca ropa son perseguidas y sistemáticamente asesinadas por un sujeto deleznable que sabe lo que hicieron el verano pasado. También muere algún que otro señorito y no tanto, pero en todo caso con más ropa que las señoritas. Hay un pelado cincuentón al que le clavan un objeto contundente en la cabeza, pero no aparece en el afiche. Como siempre, la carne vende, la alopecia no.

Screenshot (59)

Convengamos en que no se trata de una película muy original. Es la remake de una película que ya de por sí era uno de los tantos clones de Halloween (1978), como la mayoría de las películas de la era dorada del slasher, lista que incluye pero no se limita a The Burning (1982), Friday the 13th (1981), Maniac (1980), Prom Night (1980), Silent Night, Deadly Night (1984), Sleepaway Camp (1983) y tantas otras. Es decir que lo que estamos viendo es la copia de una copia.

Screenshot (28)

Lo que no quiere decir que se trate de una película que no se pueda ver, al menos una vez, para ver al asesino en acción y brindarle nuestro apoyo, ya que las protagonistas son unas universitarias bastante insoportables y sólo un ser con sangre de horchata podrá resistir la tentación de ponerse del otro lado del mostrador. De todos modos, el título de "película con las víctimas más odiosas" lo sigue manteniendo The Final Destination (2009).

Screenshot (33)

La cosa es así: las universitarias, que viven todas juntitas en la residencia de la fraternidad Theta Pi, le gastan una broma a un flaco, filmándolo en secreto y haciéndole creer que acaba de envenenar a su novia Megan, que se hace pasar por muerta mientras sus amigas lo convencen de que lo mejor será deshacerse del cadáver tirándolo dentro de un aljibe. Con lo que no contaban las niñas era con que el tipo le clavara una llave cruz entre las tetas a Megan para facilitar las cosas y desmonetizarles el video en YouTube.

Screenshot (16)

Así que ahora que la fulana está muerta de verdad, la tiran al aljibe y aquí no ha pasado nada. Las tipas terminan el año lectivo, les dan un diplomita en una emotiva ceremonia, pero hete aquí que en eso una de ellas ve a la muerta y se asusta. ¡Qué tuto! Ah, no, es la hermana menor de la muerta, que sólo se parece a la finada en lo blanco del ojo, pero no importa. (De todos modos, recomendación: visitar al optometrista cuanto antes y pedir unas cuantas dioptrías más.)

Screenshot (25)

Y de ahí en más comienzan a amontonarse los cadáveres, sin que lleguemos a enterarnos de cuál es su color favorito, o su signo del zodíaco o cualquier otra cosa que haga que tengamos interés en que sigan con vida por unos minutos más. Ah, sí, hay una tipa que usa anteojos (aunque eventualmente se los quita), una es rubia teñida, otra es rubia natural y mala y otra es oriental. La "chica final" tiene cara de buena, o al menos, de sufrida. Claro, con amigas como éstas…

Screenshot (22)

Pobre Margo Harshman: no solamente su personaje tiene un apodo horrible –en serio, ¿"Chugs"?– y en esta película es la primera de las conjuradas que muere, sino que en NCIS la dejaron paralítica y en Even Stevens tuvo que trabajar con Shia Labeouf. Yo, en su lugar, cambiaría de agente.

Screenshot (17)

La señora Carrie Fisher aparece durante un total de cuatro minutos y su tiempo en pantalla puede repartirse así:
- 5 segundos al comienzo de la película, en que la vemos en la cocina sirviéndose un vaso de vino.
- 90 segundos en una escena con las señoritas con poca ropa, en la que les regala unas pulseras para el reuma.
- 30 segundos en otra escena con las tres o cuatro señoritas sobrevivientes hasta el momento, en la que les dice que llamen a la policía mientras ella se encarga del asesino.
- 20 segundos en su escena final en la que el asesino la quita de en medio sin demasiado trabajo. Ups, son menos de cuatro minutos.

Al final se revela quién es el asesino, pero no, no es él, es otro. ¿Quién lo hubiera pensado?

Screenshot (29)

Y eso es todo, amigos. No esperen demasiada originalidad y menos aún actuaciones deslumbrantes, aunque, eso sí, al menos hay un mínimo de respeto por el espectador y si bien de vez en cuando los guionistas tratan de hacernos creer que la hermanita es la asesina, al final se trata de un señor, no como en cierta película marveliana en la que al final el tipo se quita la careta y es Olga Kurylenko.

Screenshot (30)

Y el final, tan original… Oh, miren, parece que el tipo no murió. ¿Será él? ¡Ostras, Pedrín! Si alguien tiene dudas sobre si su cuñado es un extraterrestre del planeta Melmac, hágale ver esta peli y si el tipo se sorprende con el final, ya saben. (Y si el cuñado se ha zampado al gato de la familia, aún más claro.) ¿Qué más les puedo decir? Ah, sí, un poco de trivia: Briana Evigan es la hija de Greg Evigan, el del camión y el monito. Y Rumer Willis es la hija de Schwarzenegger.

(Jeje, era para ver si estaban prestando atención.)

Screenshot (31)

El objeto que usa el asesino es una joya del bricolage, una suerte de llave cruz compuesta de tres o cuatro armas blancas con distintas funcionalidades, algo así como una navaja del ejército suizo para asesinos seriales. Jason tiene su machete, Leatherface su motosierra, Michael Myers su cuchillo… ¿Alguien se animará a hacer una película con un asesino que mate a sus víctimas con medio litro de yogur descremado?

Screenshot (27)

Umberto Eco escribió alguna vez que al ser humano le causa placer la iteración, la familiaridad, que termina siendo la base del juego, de lo lúdico. Justamente por eso, tal vez, algunos de nosotros disfrutemos este tipo de películas tan previsibles. Con todo, son películas de un uso: usar y tirar. Con esa salvedad, la recomiendo. Sorority Row es una mala película, no me vengan con que se trata de una sátira, ni con que la protagonista tiene tuberculepra mental. Está bien desde lo técnico y en lo actoral zafa –hasta ahí–, pero su punto más débil es el guión, que es una copia carbón de incontables otras películas mejores y peores que ésta. Aún así, da para verla una (y sólo una) vez, como el matarratos que es.

Bonus track

La mejor escena de la película: dos de las sobrevivientes huyen del asesino, y al correr la cortina de la ducha, ven a su amiga, que lleva varios meses muerta. Una de ellas se espanta y grita:
- ¡Oh, Dios mío! ¡Es Megan! ¡Oh, Dios mío!
La otra, más calmada, sólo atina a decir:
- Se ve horrible…

Screenshot (19)

Más reseñas en su índice.

¿Te animás a escribir una reseña o crítica para el blog?

Un tutorial para escribir reseñas.

El testamento del Capitan Crown

Trite nos trae esta obra Franco-Belga de los autores Tristan Roulot (Arale) y Patrick Hénaff

Siglo XVII, en algún lugar de la costa venezolana. El capitán Alexander Crown está muerto, asesinado en su camarote. En su testamento, le confió a Red, a su segundo, la tarea de reunir a sus cinco hijos, que se hallan dispersos por el Caribe.

Les espera un gran tesoro, pero la misión es delicada: son incontrolables, peligrosos y se odian entre sí... tanto como odiaron a ese padre que arruinó sus vidas.

Idioma: Español.
Editorial: Soleil
Año: 2011
Guion: Tristan Roulot
Dibujo: Patrick Hénaff
Tradumaquetadores: dieguzo y MikeToday (CRG)
Archivos: 2
Formato: CBR.
Tamaño: 169 MB

001005006007

Descargar cómics: